La Sangre Inocente de Cristo

El Hijo de Dios llamado Jesús, decide dejar su vida celestial para venir al mundo y darle vida eterna a la humanidad. Isaías uno de los profetas más reconocidos y usado por Dios, describió 700 años a.C. el sufrimiento, y la terrible agonía que sufriría el Hijo de Dios, cuando viniera a morir en una cruz, por amor a toda la humanidad, sin importar que tipo de pecados la humanidad hubiese cometido.

Cristo derramó sangre

Cristo derramó sangre inocente por ti y por mí.

Hasta la fecha, Jesús ha sido una de las figuras más grandes en la historia de la humanidad, demostrando su amor y su bondad por la raza humana. El vino para salvar y no para condenar, cada gota de sangre, cada latigazo y una corona de espinas, fue solamente por amor, para salvarnos a todos nosotros.

Reconocemos el sacrificio que Jesús ha hecho por todos nosotros, y por ello estamos eternamente agradecidos, porque su palabra nos muestra que toda persona que cree en Jesús, y se aparta de todo pecado, ella alcanzará la vida eterna y nunca morirá. Gracias a Dios por permitir que su Hijo Jesús, viniera a morir por una raza ambiciosa, pecadora, blasfema, envidiosa, adultera, fornicaria, depravada, homosexual, drogadicta, avara, idolatra; Y aun así con faltas de respeto hacia su Palabra. Sin embargo Jesús, aún sigue intercediendo por la humanidad con amor eterno, clamándole al Padre que retenga y extienda el tiempo de la gracia, para que muchos puedan buscarle en este tiempo.

Cristo Jesús te sigue llamando con lazos de amor y de misericordia, no rechaces su sacrificio; y ahora que hay tiempo aun puedes entregar las áreas que tu sientas te apartan de él. El aun te está esperando no tardes en buscarle. Arrepiéntete de todos tus pecados, pues solo en él hay perdón de pecados; y en ninguna otra cosa en la tierra hay semejanza que se compare a él. No dejes que la muerte te vaya a sorprender, no te vayas de este mundo, sin antes reconocer a Cristo Jesús en tu corazón cómo el único y suficiente Salvador de tu vida, no permitas que Él venga por los suyos y te encuentre desapercibido. Hoy es el tiempo de reconocerle.

Categoria: Video Reflexión

Comentarios (2)

Trackback URL | Comentarios RSS Feed

  1. Rosa de Saron dice:

    Gracias amado Señor Jesús por su gran amor, gracias amado Dios por pagar el precio de nuestro pecado, permítenos serte fiel hasta la muerte y vivir en un primer amor hacia ti mi amado Señor Jesús, nunca podremos pagarte aquello tan grande que tu hiciste mi amado Dios en aquella cruz, permítenos alabarte de corazón y ser hijos agradecidos, tu eres la rosa de Saron, el Lirio de los valles, la hermosura de la hermosura eres tu amado Dios. Te amo mi Jesús, Rey mío y Dios mio. Y que nunca dejemos de mirar a aquella cruz que demuestra ese amor tan grande. Gracias Padre amado Jesús.

  2. Rosy dice:

    Tan lindo mi amado Yahshua, bendecido sea su nombre Santo, Gracias Abba Padre por El.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *