Velando y Orando en todo tiempo

LUG | | 28 Comentarios

Las palabras Velando y Orando, deberían de ser parte fundamental del cuerpo de Cristo, estas dos palabras debemos de mantenerlas presentes en nuestra mente, si bien, Cristo Jesús dijo en su Palabra en Mateo 26:41: “Velad y Orad, para que no caigamos en tentación”, y a la vez su Palabra nos motiva a permanecer despiertos Velando y en Oración para esperarle. Veamos entonces a lo que Cristo se refirió con estas hermosas palabras para nuestra vida.

Velando y orando

La iglesia debe de llenar sus lámparas hoy más que nunca, para el encuentro glorioso con Cristo.

Antes de analizar las dos palabras, me gustaría que analizaras la siguiente palabra como algo espiritual, como algo que debe de ser visto de una manera no literal, es decir, no en la carne, sino espiritualmente.

Significado de Velar

Velad – Esta palabra se refiere a mantenernos como centinelas despiertos (DB), pero no está hablando de mantenernos todas las noches como soldados literales esperando a que Cristo llegue; no, se refiere en sí, a que Cristo quiere que seamos centinelas espirituales, quiere que nos mantengamos velando para que el enemigo no nos vaya a distraer mientras honramos su nombre. Quiere que estemos atentos para escuchar su voz, quiere que estemos despiertos esperando en su poder y en sus promesas, quiere que estemos escudriñando su Palabra para llenarnos de su presencia en cada día que pasa.

La Palabra también nos muestra que «Velar», viene a ser un acto simbólico, en donde debemos de mantener nuestra lámpara interna encendida. Recordemos que velar, se refiere también a la noche o madrugada, por lo que una lámpara es necesaria, para llevar la luz y para alumbrar en el mundo, cuando nosotros velamos, el Señor está poniendo nuevo aceite en nosotros, simbólicamente somos lámparas. Recordemos que la Palabra nos advierte en velar y estar constantemente atentos a su voz en su Palabra, esto nos ayuda a mantenernos firmes para esperar su Gloriosa Venida, cómo unas lámparas encendidas, pero necesitamos de aceite fresco cada día.

El aceite que nos sirve para velar (espiritualmente), es simbolismo del Espíritu Santo, por esa razón su Palabra también nos dice que ella “es nuestra Lámpara y Lumbrera” (Salmos 119:105) porque su Santo Espíritu es luz en nuestra vida. Cuando nosotros tenemos en claro que el velar, va más allá de mantenernos despiertos espiritualmente, comprendemos entonces que la Palabra se está refiriendo a que debemos de caminar en el poder de su Espíritu Santo. Nosotros tenemos la autoridad sobre toda obra del maligno, nosotros hemos sido llamados para ser vencedores por la Sangre de Cristo, por lo tanto necesitamos estar llenos de su aceite poderoso para permanecer despiertos para esperarle con ansias, y reconocer que sin su Santo Espíritu, no somos nada, pues Él es el motor que nos inspira a caminar en su luz y en su Palabra.

Si tienes el aceite del Espíritu Santo, tu eres una lámpara en este mundo, por lo tanto debes de brillar con la luz del evangelio para poder traer a más vidas, hacia la luz de Cristo que brilla en tu corazón.

Significado de Orar y Velar

La oración – es aquella que nos ayuda a comunicarle a Dios las cosas que sentimos desde lo profundo de nuestro corazón, ya sea de una manera hablada, o en nuestra mente…

Debemos de tener algo en claro, la palabra Velar, siempre irá ligada a la oración, puesto que el velar es parte de la oración, la oración nos ayuda a mantenernos en vela, esperando en la hermosa aparición de Cristo. Al orar, nuestra alma está en constante comunicación con Cristo, el autor y el consumador de la vida. Ambas cosas deben de ser importantes para lograr mantenernos vigilando y velando. Nuestra alma estará siempre apegada al Señor, cuando oramos, mantenemos una comunicación amistosa con Dios.

Debemos de recordar, que la oración no solamente se debe realizar en ciertas ocasiones, la oración puede ser en nuestra mente, cuando vamos por las calles, nuestra mente puede estar en comunión con Dios, en la escuela, universidad, en el trabajo, en la casa etc. podemos estar orando y pidiendo por nuestra vida, y sobre todo clamando misericordia por nuestras almas.

Cuando nos encontremos en alguna situación, podemos platicar con Dios, expresarle aquellas cosas que le diríamos a un amigo. Es tan fácil hablar en oración con Dios. Comienza a pedirle por tu vida, y anhela comentarle cómo te sientes, por medio de su hijo amado Jesucristo, aprovecha para pedirle que te dirija por el buen camino de su verdad.

Al estar haciendo estas cosas, nuestra alma se regocija en el Señor, porque estaremos atentos para escuchar el sonar de la Trompeta, para luego partir hacia las mansiones celestiales que Dios nos tiene ya preparadas a cada uno de nosotros.

Cuando logramos entender estas palabras, el Señor nos dará esa llenura que necesitamos, nos dará ese fuego a nuestra vida, para que podamos ser vencedores por medio de su hijo amado Jesucristo. Además la oración es un arma poderosa, que nos ayudará a mantenernos lejos de cualquier tropiezo o tentación, que pueda apartarnos de la mano poderosa de Cristo. Por esa razón, la invitación que Cristo hace a orar, es para evitar caer en situaciones que nos vayan a perturbar en nuestro caminar con Dios.

Este tipo de comunión con Dios –sobre todo en oración-, te ayudará a mantenerte en Vela, puesto que Dios mismo te dictará al corazón, las cosas que Él quiere que hagas en tu vida. De esa manera pasarás de ser un espectador a un soldado y guerrero (a) de Cristo. Es importante estar velando y orando en todo tiempo. No debes de esperar a que alguien más lo haga por ti, debes de tomar la iniciativa de caminar en su luz y en su verdad por ti mismo, recuerda que cada persona dará cuenta de sus propios actos, y será una bendición darle buenas cuentas a Dios.

En la Biblia encontramos, que toda persona que se encuentre esperando a Cristo, en oración y velando por su propia alma en súplica, va a tener la oportunidad de salir a recibir al esposo (Mateo 25:6), ese clamor se escuchará “¡Allí viene el esposo!” y todas aquellas lámparas que estén encendidas en el fuego que sólo el Espíritu de Dios nos puede dar, estarán preparadas para recibir a Cristo en las nubes, ya que ese texto bíblico nos muestra un ejemplo de lo que ocurrirá cuando el Esposo venga por su iglesia.

¿Cuánto tiempo debo de orar?

En la Biblia nosotros podemos leer que Cristo se refirió a sus discípulos un tanto molesto diciéndoles: « ¿No habéis podido velar ni una hora?» Cristo se refirió al tiempo en que los discípulos debían de orar (Mateo 26:40) en ese momento, por esa razón mencioné en un principio que el Velar está ligado a la oración. Esto demuestra que una hora de oración, puede ser una cuota puesta por Cristo de acuerdo al ejemplo, pero es evidente que puede ser el tiempo que cada persona desee hacerlo, hay personas que podrían orar muchas horas, e inclusive días. Pero dependerá del sometimiento personal, y el crecimiento espiritual que cada persona desee obtener en Cristo.

Recuerda que orar, puede traer un crecimiento muy grande a cada persona, por ejemplo la Biblia nos muestra que por medio de la oración nosotros lograremos obtener victoria sobre cualquier tentación, nuestra mente y el mundo, está lleno de tentaciones, y las tentaciones muchas veces son las causantes de que muchas personas se arriesguen a perderse del evento glorioso llamado Arrebatamiento, por tal razón, procura con diligencia, mantenerte en continua comunicación con Dios, mantén tu lámpara espiritual encendida, para esperar el retorno Glorioso de Cristo en las nubes, que esta pronto a suceder.

Es importante que mantengamos un corazón humillado ante la presencia de Dios, un corazón que le diga: “¡Padre de la gloria! Tomame en tus brazos, levantame el día que vengas por tu iglesia, no permitas que me vaya a quedar, dame por favor la oportunidad de entrar al cielo por medio de tu hijo amado Jesucristo, yo quiero hacer tu voluntad, quita de mi toda mancha, toda obra del maligno que no me permita ingresar a tu gloria, ten piedad, y compasión de mi vida, y la de mi familia… ¡Amen!”

E.D.

Es tiempo de estar preparados, mantén tu lámpara que es “tu propia vida” en el poder del Espíritu Santo, para que cuando Cristo aparezca ¡De repente! venga sobre ti y pueda encontrarte haciendo su bendita y hermosa voluntad. Por tal razón es tiempo de estar ¡Velando Y Orando!

Categoria: Arrebatamiento

Comentarios (28)

Trackback URL | Comentarios RSS Feed

  1. FGH says:

    Ejemplos Oración Omnisapiente

    1) Dirigida al Espíritu de la Verdad

    Hijo Eterno y Original condúcenos por los caminos del discernimiento sabio, haz crecer la voluntad en los días que andas a nuestro lado, oriéntanos con tu espíritu de rectitud y decisiones valientes. Enséñanos las verdades del reino interior para que podamos aventurarnos en la vida, en dirección a tu voluntad. Dirige el rumbo de nuestra inteligencia intuitiva y hazno cada vez más semejantes al Padre Espíritu que personaliza con su bondad, el amor infinito. Bienaventurado sea santo espíritu que fuiste derramado por Jesucristo para conducirnos a toda la verdad per medio del consentimiento del Espíritu infinito.

    Que se haga tu voluntad en el cielo interior y en la tierra existir para que podamos hablar a muchas almas que deseen compartir el agua de la vida, inúndanos con la fuente de tu sabiduría y que sintamos los torrente de agua comprensiva y tolerante en nuestro interior, condecedenos acercarnos más a Dios Padre para que el brillo del atardecer nos ilumine y nos de la esperanza. Acaricianos aún cuando estemos solos y nos sintamos débiles. Y que tu silencio espiritual nos eleve la conciencia. No nos abandones, llevamos de la mano cada día y protegemos de las dificultades y experiencias necesarias para nuestro aprendizaje y progreso.

    Madura nuestro pensamiento y corrige o desecha lo bueno y lo malo para que estemos preparados para decir la verdad pero con amor. Te damos las gracias y no te separes de al almas hambrientas de sed de rectitud y hambre de verdad. Condúcelos a la felicidad eternas. Es mi voluntad que se cumpla la voluntad divina.

    • FGH says:

      Nunca habéis orado o comunicado al espíritu de la verdad o al Espíritu Santo. No solo hay que comunicarse con la chispa divina o dios el padre. Hay más ayudantes.

  2. diego says:

    Dios les bendiga y les guarde no desmayen

  3. FLG says:

    Vosotros soys dignos de entender las verdades del reino de los cielos exteriores por medio de la biblia, pero la verdadera biblia es la que se haya en el interior y aquel que la descubra, tendrá una super mente, una super conciencia, un alma mas completada, una sabiduría que desborda, un amor que llena todo, que incendia la creación, y que es el SUPREMO AFECTO DE LA ETERNA ALEGRÍA.

    Os dejo esta parábola de Jesús: Yo doy por medio del Espíritu de la Verdad, del conocimiento interior y la bondad personalizada, las respuestas intuitivas para que comprendáis, que lo que expresáis, todavía os halláis ligados al miedo y a la sumisión exterior exenta de toda libertad. Jesús lo que enseñó es a que consiguieráis el dominio interior, el gobierno divino completo de vuestra alma purificada y la meta final de soberanía de vosotros mismos en vuestro interior. Pero el mensaje parece que no se ha entendido todavía. La biblia es buena leerla y comprenderla, pero la verdadera aventura hacia Dios el Padre esta adentro de vosotros, El reino de los cielos, y el novio se halla adentro y el banquete de bodas, no fuera en la puerta ancha del mundo sino en la puerta estrecha interior.
    Cuando subáis a Dios comprenderéis lo que os he dicho.

    * Bienaventurados los “Limpios de Corazón”, porque ellos/as, verán a Dios el Padre. (Mateo 5:8)

    La experiencia religiosa suprema es la percepción directa con Dios, para alcanzar la cual es indispensable, purificar el corazón humano. Esta bienaventuranza se refiere a aquel que ha conseguido la percepción divina y purificación interior.

    A Dios el Padre, se le percibe con la visión del alma. En su estado natural, todas las almas omniscientes y por medio de la intuición, contemplan directamente al (Espíritu de la Verdad). Tanto la razón pura como el sentimiento puro son intuitivos. Sin embargo, cuando la razón se ve limitada por la intelectualidad de la mente atada a los sentidos y cuando el sentimiento se transforma en emoción egoísta, estos instrumentos del alma, producen percepciones distorsionadas.

    Esta Bienaventuranza, explica la necesidad de restituir la pérdida de claridad de la visión divina. El estado de bienaventuranza conocido por quienes son del todo puros de corazón, no es otro que aquel al que se refiere el Evangelio de San Juan: “Pero a todos los que la recibieron les dio poder de hacerse Hijos de Dios”. A cada creyente que recibe y refleja la omnipresente Luz Divina a través, de la purificada transparencia del corazón y la mente, Dios el Padre le concede el poder de reclamar, al igual que hizo Jesús, la bienaventuranza de su filiación divina.

    La transparencia a la “VERDAD” se cultiva cuando la conciencia: “el sentimiento del corazón y el raciocinio de la mente”, se libera de las influencias dualistas de la atracción y la repulsión.

    Las realidad no puede reflejarse fielmente en una conciencia agitada por los gustos y las aversiones, con sus inquietos deseos y pasiones y las irritantes emociones que estos engendran como por ejemplo: la ira, los celos, la avaricia, y la caprichosa susceptibilidad. En cambio cuando el conocimiento y la sabiduría del ser humano, se aquieta mediante la dirección adecuada de la búsqueda interior e individual hacia Dios el Padre, “El Ego” mismo que se encuentra en agitación, cede a la bienaventuranza serena de la percepción del alma.

    “La pureza de la MENTE” otorga al ser humano la facultad de razonar acertádamente, pero “la pureza de CORAZÓN” le brinda el contacto con Dios el Padre.
    La capacidad intelectual es una cualidad del poder de razonamiento, y la sabiduría es la cualidad liberadora que poseé el alma. Cuando la razón se purifica por medio del sereno discernimiento, se transforma en sabiduría. La sabiduría pura y el divino entendimiento de un corazón puro son dos aspectos de la misma facultad.

    La pureza de corazón o de sentimiento a la que hace referencia Jesús, se basa en todas las acciones sean guiadas por la discernidora sabiduría, es decir que las actitudes y el comportamiento humano, sean modelados por las sagradas cualidades del alma y son: el amor, la misericordia, el servicio, el autocontrol, la autodisciplina, la conciencia moral y la intuición.

    La visión pura de la sabiduría debe combinarse con el sentimiento inmaculado que proviene del corazón. La sabiduría revela el camino correcto, y el corazón purificado desea y ama seguir ese sendero. Todas las cualidades del alma reveladas por la sabiduría deben seguirse de todo corazón y no solo de forma teórica o intelectual.

    La ocluida visión del hombre y la mujer común le permite distinguir la densa corteza de la materia, pero es ciega al Espíritu omnipresente. La perfecta combinación del discernimiento puro y del sentimiento puro abre el ojo penetrante de la intuición de todo lo revela y el creyente sincero logra en verdad percibir la presencia de Dios el Padre, tanto en su alma como en todos los seres, pues El Espíritu de la Verdad inunda todo, y cuya naturaleza es una armoniosa combinación de sabiduría y amor infinitos.

    El Espíritu de la Verdad esta en todo, en la naturaleza, en las personas, en las estrellas, en los sentidos, en lo visible o invisible, en la materia, lo impregna todo, en los animales. Este Espíritu Divino es silencioso y los que lo descubran quedarán mudos.

    • FLG says:

      Nacer del Espíritu, tan mal interpretado hoy en día, es el despertar de la facultad intuitiva del alma.

      Y acercándose los discípulos le dijeron: ¿Por qué les hablas en parábolas?. El les respondió: Es que a vosotros se os ha dado a conocer los misterios del Reino de los cielos, pero a ellos no.

      Por eso les habló en parábolas, porque viendo no ven y oyendo no oyen ni entienden.

      Hay unos estados de madurez espiritual conforme te adentras al interior, cada día te vas perfeccionando mas y mas en relación al espíritu y el alma se llena. El alma vinculada a la materia, al elevarse hasta el Espíritu a través del contacto con Dios, nace por segunda vez, en el Espíritu.

      Nacer de nuevo significa mucho más que el simple hecho de convertirse en miembro de una iglesia y recibir el bautismo en una ceremonia. La mera creencia no le asegura al alma un lugar permanente en el cielo, despues de la muerte, es preciso lograr la comunión interior con Dios ahora. Los seres humanos se vuelven ángeles en la tierra, no en el cielo. Cualquiera que sea el punto en que una persona interrumpa su progreso espiritual debido a la llegada de la muerte, desde ese mismo punto, deberá comenzar en la siguiente vida.

      Muchos se hallan atrapados por la religión y millones de almas se encuentran todavía en el punto de partida ya que todavía no saben que lo que realmente quiso transmitir Jesús, no es comparable a lo que enseñan ministros eclesiásticos o seres humanos haciéndose pasar por un título que se auto proclaman “Padre” “Pastor” “Maestro”, etc… y millones de almas asaltadas por las dudas, dan cobijo a miembros de iglesias de todo el mundo…

      Jesús dijo: Prefiero una religión sin iglesia, que una iglesia sin religión, Jesús no vino a montar una iglesia, ni una religión, que sirviera de opresión y miseria. Realmente quería acercar a las personas al interior, les explicaba que la verdadera sabiduría nace del interior y ahí es donde hay que lograr llegar a la meta…

      Jesús dijo eso porque el cuerpo humano se queda aquí y que construyéramos tesoros interiores, para que cuando dejáramos este mundo, estuviéramos preparados en Espíritu para recibir el otro, el de la vida eterna…

      No es construir tesoros aquí en el exterior, en la materia, y la vida tal cual llevamos, sino acercarse al interior y desde ahí, progresar y progresar, hasta lograr esa asociación con Dios. Porque cuando dejéis el cuerpo humano de la carne, se os dará un nuevo cuerpo aún mejor pero ya no es físico sino transparente de luz y ahí lo que habéis cosechado en el interior, eso es lo que tendréis en mas o menor medida, es el galardón de felicidad que obtendréis…

      Os digo esto para que descubráis que este reino físico es provisional pero hay mas reinos o habitaciones, y a cada uno se le entregará el que se adapte mejor a lo que ha cosechado en el interior, es decir que cada uno haya logrado esa maduración y llegar a la meta final. Dios nos creó para eso para conseguir la soberanía nuestra y que seamos perfectos hacia el interior…

      Aún continúan muchas almas, engañadas y perdidas en el mundo, millones de millones no han comprendido el verdadero mensaje de Dios el Padre.

      • FLG says:

        Jesus hablaba en parábolas a las personas que vivían una vida materialmente egoísta, pero a sus discípulos les explicaba esos misterios porque vivían una vida espiritual, ya que les condujo a la puerta estrecha o el ojo de la aguja, para que despertarán interiormente. A los otros les hablaba en parábolas, porque su receptividad era todavía insuficiente, no estaban capacitadas para comprender y practicar las verdades mas profundas de la sabiduría interior. Según su entendimiento, captan de las parábolas las verdades mas sencillas contenidas de la sabiduría que les comunicaba Jesús.

        ¿Cómo es que perciben la verdad aquellos que son receptivos? Las verdades relacionadas con el cielo y el reino de dios, la realidad se encuentra en la percepción sensorial, y más allá de las reflexiones de la mente racional, solo pueden captarse a través de la intuición (Por la Intuición es como se comunica el Espíritu del Padre en el interior). Mediante el despertar del saber intuitivo y la comprensión pura del alma. (Así es como se descubre a Dios el Padre adentro en lo profundo.

        El nacimiento espiritual del despertar del alma (Es el llamado nacer del Espíritu). Las multitudes de seres humanos albergan una curiosidad superficial y algunos se sienten atraídos por el despliegue de poderes fenoménicos (Es decir: sino lo veo, no lo creo)

        El segundo nacimiento es entrar en los dominios de la percepción intuitiva de la verdad.

        Nacer del agua (no es que te bauticen, nuevo error, tan mal interpretado)

        Nacer del agua se interpreta hoy en día como el bautismo de reingreso al reino de dios y ser un ciudadano celestial, pero no es correcto y donde millones de almas se han desviado por no tener una receptividad sensorial de su alma. El agua es el protoplasma, el cuerpo esta constituido por agua y comienza su existencia terrestre en el líquido amniótico del útero materno. Aun cuando el alma debe pasar por el proceso natural de nacimiento que Dios ha establecido a través de las leyes biológicas, el nacimiento físico no es suficiente para que el ser humano sea digno de contemplar el reino de Dios o entrar en el.

        Al nacer ya naces del agua directamente, pero necesitas nacer del espiritu para ver el reino de dios, el despertar interior de la facultad intuitiva del alma.

        El cuerpo nacido de la carne (nacido del agua) del protoplasma de la madre. tiene las limitaciones de la carne (lo material). en tanto el alma, nacida del Espíritu, que es el despertar intuitivo del alma, poseé, en potencia los poderes ilimitados. A través de la conciencia del alma, el ser humano ya no se concibe como un cuerpo mortal, sino como una conciencia inmortal, que mora en dicho cuerpo y que esta unida a la Divina Esencia del Espíritu de Dios el Padre.

      • luisa says:

        Excelente su exposición , es una verdad solo nosotros somos lo que debemos entender y alimentar nuestro espíritud porfa me podría dar su correo o donde lo puedo seguir en las redes sociales.

        • luisa says:

          FLG..quiero saber su correo o redes sociales

          • FLG says:

            Mi correo es:

            elgatoviejodelcampo@outlook.es

            Animo Luisa y gracias.

          • FLG says:

            Hola Luisa

            Voy a compartir contigo y con los demás seres humanos estos escritos. Hace mucho el Padre Universal me reveló detalles conforme la conducta humana debía acercarse hacia la evolución del amor y progreso espiritual constante a través de su perseverancia en su interior y el dominio de sí mismo a través de las diferentes etapas de la vida por medio de la experiencia y la capacidad de tomar decisiones y elecciones iba a configurar su voluntad para acercarse más a Dios y atreverse a aventurarse a encontrarle, conocerle y esforzarse un poco hasta dejarse llevar por su libre albedrío y comunicar el deseo sincero por qué actúe a través de una persona para que trabaje ese mejoramiento personal y se eleve a altos niveles de percepción intuitiva del alma y del espíritu.

            Ahora comparto contigo

            ¿Que es hacer la voluntad De Dios Padre? por qué es tan rentable dejar que el nos cuide, nos guíe, nos proteja, nos lleve de la mano, y entendamos que el es un Padrazo y que siempre nos escucha y cada día pasea a nuestro lado y sabe todo de nosotros?

            Mi Secreto en esta vida, mi encuentro con lo divino

            HACER LA VOLUNTAD DEL PADRE DEL PARAÍSO: HE AHÍ EL SECRETO

            Los seres humanos cuando maduran en la vida a través de las experiencias, las decisiones y elecciones, una confianza sabía, surge un momento interesante que eleva su percepción intuitiva y se hace entendido en las aventuras del interior con ese monitor ajustador que reside en tu interior y que te prepara mediante un entrenamiento en el día a día para que evoluciones tu mente y tengas estabilidad y equilibrio entre ti y tu alma para estar asociado y sepas coordinar las acciones que son vitales para tu desarrollo, preparación y un mejoramiento personal de ti y de tu alma, ya que tira de ti hasta avanzar por El Progreso de la vida hasta encontrarte dialogando a solas y en silencio con ese Espiritu Ayudante que fue puesto ahí para conducirte hacia Dios el Padre y alcanzarle. Este sentimiento se produce en las personas cuando su capacidad de elegir y decidir es alta y valiente y se deja llevar por confianza y seguridad interior.

            El ser humano nota, percibe y experimenta que su Voluntad, (o su Deseo), se entrega sinceramente, incondicionalmente o sin reservas, a la Voluntad de Padre (tu socio divino). Aquel que se abandona sinceramente y confía… Sinceramente es partícipe de la gran revelación de la voluntad divina. Es una gimnasia espiritual donde te acostumbras desde tú mente, tus sentidos, tu interior, los sentimientos y emociones o intuiciones, las acciones, se ponen en manos de ese Guía Ayudante y a partir de ese instante sabrá de su magnífico destino o futuro y de su estatuto de hijo de Dios, habrá emprendido la prodigiosa aventura de la búsqueda de la experiencia personal individual, (la búsqueda hacia sí mismo) y consciente de la Divinidad. A partir de ese día, instante o momento, su Monitor de Misterio o Ajustador Personalizado hará el resto, le guiará y conducirá sin tropiezo hacia la Isla Nuclear de la Luz (El Paraíso).

            He aquí el secreto de los secretos de los mundos de los Superuniversos. “Hacer la Voluntad del Padre”. El que se entrega generosamente y sinceramente a Dios el Padre Universal del Paraíso, y hace su voluntad, es decir: encontrarle, conocerle y ser como él, recibirá al punto o al detalle, la máxima revelación, (conocimientos, sabiduría), sabrá entonces que es inmortal, sabrá entonces que se halla irremisiblemente condenado a la felicidad. Todo está de su parte y nada podrá detenerle, frenarle, pararle, interrumpirle.

            La iniquidad, la maldad, el error y las dudas terminarán estrellándose contra el muro de su fe, confianza y esperanza. Hacer la Voluntad del Padre del Paraíso es el único salvoconducto, lema o alimento hacia el corazón y centro de la creación. El deseo de encontrarle, conocerle, asemejarse y esforzarse en ser como Él Gran Padre Universal del Paraíso es el único requisito para traspasar distancias, tiempos y barreras. El Monitor de Misterio o Ajustador del Pensamiento es vuestra garantía, es como una brújula, un guía, un apoyo infinito, una ayuda, para orientarse, y para no perderse, cuando asciendas hacia la Isla Eterna del Paraíso donde mora o vive El Gran Padre Universal (Dios). ¡Dichoso aquel que se funde o fusione con él! (Unión Interior)

            En ese instante, en ese histórico instante, habrá aceptado sinceramente, hacer la voluntad del Padre del Paraíso y su destino o futuro eterno aparecerá ante él como un suceso irreversible. ¡Dichoso el que se identifica con su don divino, con su Monitor de Misterio! Habrá recorrido la mitad del camino. (El que lo descubra, se funda o fusione, consiga la unión interior, se identifique con don divino, y consiga dominar su personalidad interior, tendrá ventaja y su ascensión será menos difícil o borrascosa). Aquel que tenga oídos que oiga, aquel que tenga vista que vea.

            Jesús de Nazareth, conoció también la amargura y tuvo que enfrentarse a las contrariedades de la vida. Pero jamás flaqueó, ¿Sabéis por qué? Él conocía la bondad y la infinita misericordia del Padre. Era una seguridad que nacía del corazón. Muchos de nosotros lo llamamos fe o confianza. Lo repitió hasta la saciedad, pero nosotros apenas si le comprendimos. “Hacer la voluntad del Padre del Paraíso; ese es mi alimento.” Este es el secreto, hijos amados del Padre Universal (Dios), ¡Dichoso aquel que lo logre! ¡Dichoso aquel que sepa abandonarse en las manos del Padre! Nada le será imposible. Nada le será negado. Nada quedará oculto a su curiosidad.

            Continuará…

          • FLG says:

            Parte 2

            Hacer la voluntad del padre, un misterio que han olvidado muchos y muchas.

            JESUS enseño que debíamos tener una UNA CONFIANZA SUPREMA EN EL PADRE DEL PARAÍSO

            El ser humano no debe confundir esa ciega confianza con Dios el Padre, con una huida del deber, de los problemas diarios, y de la cotidiana realidad. Jesús como hombre, trabajó y peleó hasta el agotamiento. Y sólo recurrió a su fe o confianza en Dios como el gran recurso para emerger de entre las preocupaciones y fortalecerse ante el fantasma de la soledad y de la desesperación.

            Su confianza en el Padre Universal del Paraíso no fue nunca una fácil e ilusoria compensación frente a las vicisitudes de la vida. Él sabía del amor del Padre y, simplemente, en mitad de las contrariedades, dudas, problemas, se ponía en sus manos. Y las personas a su alrededor se vieron contagiadas de esta templanza o fe triunfante. Jamás hombre alguno hizo de Dios una experiencia y una realidad tan vivas como las demostradas por el Hijo del Hombre. Ésta y que tantas veces fue mencionada por el. Esta era la religión del Hijo del Hombre. Hacer la voluntad del Padre del Paraíso: Encontrarle, Conocerle y Esforzarse en llegar a ser como Él, en su Perfección Paradisíaca Personalizada. (Llegar al Padre, Hacer su Voluntad y Descansar en Él).

            Una religión con un único fundamento: una intensa relación espiritual de los hombres con un Dios-Padre. La fe o la confianza del Hijo del Hombre era algo vivo, personal, espontáneo y, sobre todo, espiritual. No era un respeto a la tradición, ni tampoco una creación o un espejismo de su intelecto. Era una profunda convicción. Tan arraigada se hallaba en su alma esta suprema confianza en la voluntad de Dios-Padre que, incluso en los momentos de aparente fracaso, se mantuvo sereno, tranquilo, y desarmado, a los que pretendían o querían perderle. ¡Ah, amigos qué distintas habrían sido nuestras vidas de haber disfrutado de esa misma confianza en el gran Padre del Paraíso! Seguid mi consejo: cuando las fuerzas o la inteligencia os abandonen, cuando todo se presente oscuro y sin horizonte, cuando vuestros errores o los errores de los demás os hayan aplastado en el lodo, cuando nada de este mundo os importe, amigos míos, levantad la vista y hablad, con el Dios-Padre. Él lo tiene todo previsto. Él escucha y sabe. Él dispone y dispone siempre lo mejor para cada uno de sus hijos. Las miserias, las ruinas, y el dolor de este mundo no son gratuitos. Han sido trazados para fortalecernos. Confiar en la voluntad del Padre debe ser vuestro único lema.

            La fe y la confianza del Hijo del Hombre en su Padre del Paraíso fueron siempre serenas y meditadas. Aun así, su comportamiento respecto a Dios-Padre me recordó siempre el de un niño que confía y se entrega ciegamente en los brazos de sus progenitores. Vosotros, lo que tenéis hijos, sabéis cuánta verdad encierran mis palabras. El Hijo del Hombre amaba a su Padre y, en Él, a la Naturaleza. Era, os lo repito, como un niño que se siente seguro en el calor de su entorno familiar. El Universo era su casa. Todo le era familiar. Amaba la brisa, los animales y las estrellas porque todo ello es fruto del amor del Padre del Paraíso.

            Recordad sus palabras: “Si el Padre vela por las aves del cielo. ¿Cómo no va a hacerlo por vosotros, sus hijos?”. Fue esa seguridad implacable lo que le hacía valiente y audaz. Ciertamente, nadie le vio retroceder jamás ante un peligro o una amenaza. Y no porque el Hijo del Hombre no fuera capaz de experimentar el miedo. Él era hombre. En las trágicas horas de su pasión y muerte, le vimos temblar y encogerse ante el dolor y la humillación. Pero, decidme: ¿quién es el verdadero héroe? ¿Aquel que, aun sintiendo el miedo, resiste y se enfrenta a la adversidad o al peligro, o el que jamás conoció ese sentimiento? El Hijo del Hombre supo dominar, siempre su temor porque jamás perdió la confianza en el Padre Celestial.

            En la calma o en la agitación, entre sus amigos o enemigos, él se sintió acompañado. Su vida, sus actos y pensamiento estaban en las manos del Todopoderoso. Él lo sabía y, al igual que el niño-niña habla a su padre, así se abandonó a lo designios de la voluntad divina. Amigos, míos, si alcanzáis a comprender y a llevar a efecto cuanto os digo, el mundo se maravillará ante vuestra templanza. Es por todo esto por lo que él dijo. “A menos que no os hagáis como niños no entraréis en el reino de los cielos”, es decir, no conoceréis este secreto, y sólo se entra en el reino de los cielos o vida eterna por la confianza o la fe, vosotros o vosotras disponéis de la última voluntad, deseo, o capacidad de elegir, nadie será sabio después de la muerte física, si antes no lo ha hecho o esforzado en esta vida terrenal, y la verdadera sabiduría es la que brota del Amor de Dios-Padre.

            Para el Hijo del Hombre era mucho más importante que creyéramos en esa Paternidad de Dios-Padre que en él mismo. Él no deseaba ni pretendía que le imitáramos, pero si que compartiéramos y que hiciéramos nuestra su forma de creer y de confiar en el Padre. Con eso habría sido suficiente.

            Continuará (parte 3)

          • FLG says:

            Parte 3

            LLEVÁIS A DIOS EL PADRE EN VUESTRO ESPÍRITU

            Muchas personas se preguntarán porque vuelvo una y otra vez a lo mismo y porque estoy obsesionado por transmitir estas palabras comprensivas que os acerque intuitivamente a descubrir vuestra búsqueda personal individual. No es que aborrezca las bienintencionadas directrices de vuestros jefes espirituales o religiosos del mundo, pero observo con preocupación cómo la mayoría de las personas se entrega leal y sinceramente a esa constelación de normas y prohibiciones, anulando su maravillosa potestad de escuchar su propia conciencia. ¿Y qué es en verdad la conciencia?

            Amigos míos. ¿Es que habéis olvidado que el pensamiento humano puede alcanzar los más altos niveles de inteligencia espiritual? ¿Es que no recordáis que Dios el Padre reside silencioso en vuestro interior? Es el el que os ha imaginado para que podáis evolucionar por vosotros mismos a través de sus consejos, en consecuencia, estáis en la disposición de elegir, de juzgar y de buscar por vosotros mismos.

            Lleváis a Dios el Padre con vosotros. ¿Por qué someteros entonces a la teología, o religiones, de otros pensamientos? ¡Salid al mundo con valentía! Participad, si así lo deseáis, de las inquietudes de una comunidad de creyentes, pero no os dejéis anular por el rigorismo de las instituciones, iglesias, y demás religiones. Sobre vosotros empiezan a gravitar mucho más deberes que derechos. Y lo que es más grave: vuestro principal derecho, el de ser hijos de Dios, está siendo ignorado. El que en verdad se sabe que es Hijo de Dios el Padre, no necesita de leyes y mandamientos. El más importante (el único), va encerrado ya en ese inamovible derecho: Hacer la voluntad del Padre del Paraíso, nuestro Padre, es decir: a la aptitud intelectual de encontrarle, a la necesidad espiritual de conocerle, y al intenso deseo de esforzarse en ser como él, en su Perfección Paradisíaca Personalizada, el que, al fin, descubre que es Hijo de Dios-Padre ama a sus semejantes, personas, (a lo amigos y a los enemigos) y cumple con las leyes de la naturaleza.

            El que en verdad hace suya esa esperanzadora realidad de la fraternidad, igualdad o comunión humana, nada tiene. Y el amor del Padre compensa esa generosidad con el ciento por uno. El que ya ha descubierto su origen y destino divinos sólo se teme a sí mismo. Ese derecho implica caridad, justicia y tolerancia. Es por ello por lo que os animo a la incesante búsqueda personal individual de Vuestro Padre Celestial.

            Cuando el niño-hombre, niña-mujer, descubre un día su propia identidad o quién es y que hace aquí en esta vida: nada puede igualar a la alegría de semejante hallazgo. Pues bien, esto es lo que os digo, que os detengáis en el camino de la vida, que es este mundo en el que vivimos y comprendáis que sois Hijos de un Dios. ¿Qué puede importar entonces todo lo demás?

            Me preguntaréis con razón; ¿qué pruebas tengo de que soy un hijo de Dios? ¿Cómo saber que Dios mora o vive dentro de tí?

            Os daré tres señales:

            La primera se llama AMOR. Los animales se hacen gregarios, ciertamente, protegiéndose así de los peligros. Pero decidme, ¿son altruistas o generosos? Sólo un intelecto habitado por el Padre en su interior puede concebir el altruismo o generosidad. Sólo un espíritu habitado por el propio Padre Universal del Paraíso es capaz de amar incondicionalmente.

            La segunda señal se llama SABIDURÍA.
            Al descubrir que el espíritu se halla tocado por el dedo de Dios-Padre, el intelecto humano está en condiciones de aceptar que la naturaleza es siempre bondadosa.

            La tercera señal o prueba reside en esa permanente e insaciable necesidad del hombre de BUSCAR A DIOS-PADRE, de colmar su insatisfacción espiritual. Mirad a los animales. ¿Alguno ha sido capaz de postrarse ante la Divinidad? Sólo el espíritu que ha recibido la chispa divina o Monitor de Misterio puede aspirar a Dios el Padre del Paraíso. Lleváis a Dios-Padre en vuestro espíritu y eso os hace inmortales. Estáis obligados a evolucionar, ascender, progresar, aprender, experimentar y a ser felices.

            Pero no os engañéis: esa experiencia es personal e individual. Será a través de esa luz divina que habita en cada uno de vosotros como llegaréis amar generosa y espiritualmente. Será por ese don del Padre por lo que reconoceréis los valores morales y la bondad del Universo. Sólo de la mano del Padre a través de ese mensajero que habita en vosotros/as podréis distinguir el bien del mal, lo humano de lo divino. El tiempo de la eternidad y la verdad del error.

            Los hombres, las mujeres, las religiones humanas y las falsas teologías pueden hacernos olvidar temporalmente que ese Padre Celestial habita en vosotros. Sin embargo, tarde o temprano, el aliento del Padre Universal movilizará vuestras conciencias, haciendo posible el gran descubrimiento. Mirad hacia vuestro interior. Escuchad la voz sutil del mensajero que se ha instalado en nosotros. Él aguarda que despertéis. Él espera vuestras preguntas. Él es Él. Él es la revelación.

            ¿De qué os sirve escuchar torpes discursos sobre el amor, la lealtad, la justicia, la castidad, el bautismo o la penitencia si no habéis aprendido primero a dialogar con el mensajero celeste que os habita? Es en el contacto con ese morador divino o Monitor de Misterio, como aprenderéis a distinguir y valorar la belleza, la alegría, el amor y, muy especialmente, el esperanzador destino o futuro que os aguarda. Ni la ciencia, ni la filosofía ni la teología, ni las religiones podrán colocar jamás esos atributos humanos en una balanza y mucho menos atribuirse su paternidad. Ninguna religión de este mundo terrenal nos ha revelado al Padre Universal del Paraíso.

            El Hijo del Hombre (Jesus) si lo ha hecho. Sólo el Hijo del Hombre, nos ha abierto nuestros ojos a la auténtica fraternidad y nos ha señalado, nos ha enseñado a mirar hacia el interior de nuestros corazones: ahí está el gran tesoro. Buscad el mensajero del Padre Universal del Paraíso y el resto se os dará por añadidura. Este tesoro es la Paternidad y la Fraternidad Divina: El Gran Padre Universal de todos los seres humanos y en consecuencia, todos los hombres y mujeres son hermanos, físicamente iguales, esta es la fraternidad o comunión divina.

            Continuará (parte 4)

          • FLG says:

            Parte 4

            Un detalle personal que comparto y sepáis como actúa Dios el Padre en el interior.

            Hace muchos años atrás tuve una de las muchas experiencias personales individuales con el Padre en mi interior. Me comunico algo maravilloso, que el no te habla con palabras ni con vocecita silenciosa de nuestra mente. Muchas veces tengo diálogos pero sin pronunciar nada sino en silencio mediante una voz espiritual de adentro de mi conciencia intuitiva, puedes comunicarte de tú a tú con confianza, en este blog ya di algunos consejos sobre cómo hablar y escuche y recibas respuestas espirituales no físicas claro, me dijo: que prestara atención y escuchara y yo oyente… me dijo que cuando llegue el momento podría hablar a los seres humanos del don divino que han olvidado. No soy tú otro yo, sino la parte más noble de tu yo. Soy el que soy. Procedo del amor del Padre y llevo el título de Ayudante Celestial del Padre. No te alarmes; soy Dios y he sido sembrado en tu pensamiento por expreso y directo deseo del Altísimo. ¡Dichoso aquel que, en vida, consiga formar un todo con su Ayudante celeste que le habita. Él le guiará. Él le sostendrá. Él será su refugio y su fuente de sabiduría. Somos como la lluvia benéfica que empapa los campos, otorgándoles sentido. Descendemos en cascada interminable sobre los seres humanos que han madurado su voluntad y habitamos en ello, hasta que tarde o temprano, somos uno con vuestro espíritu.

            Si buscas a Dios-Padre sólo tienes que mirarme, Mírate y reconocerás en ti la personalidad que te has ido dada. Cada uno o una tiene la suya y es perfecta. La búsqueda de la Perfección Infinita será entonces como un juego. Y vida tras vida, universo tras universo, yo te guiaré hacia la presencia del Supremo Amor.

            Continuará… (parte 5)

          • FLG says:

            Parte 5

            Regocijaos!” o “¡Alegraos!” El que, al fin, decide hacer la voluntad del Padre del Paraíso entra a formar parte de los aventureros de Dios-Padre. La Creación es una aventura. Descubrirla por vosotros mismos es la máxima aventura. Y Él, desde el fondo de vuestra alma, se regocija con vuestra aventura. El ya anuncio lo más brillantes amaneceres, los más sosegados ocasos, lo posible y lo imposible.

            Ésa es la aventura de Dios-Padre. La luz será un hilo en vuestras manos. La materia, una flor que se deshoja entre vuestros dedos. Jesus anuncio que la verdad será vuestra sombra y el conocimiento, uno más de vuestros cabellos. Y tras la aventura del descubrimiento la aventura no tendrá fin. Mirad a los aventureros humanos. Ellos disfrutan en el reto, sumidos en la curiosidad y en el afán de avanzar. Así es la aventura divina: siempre más allá, siempre mas profundo, y siempre más cerca de nosotros mismos.

            ¿Cómo descubrir y percibir que mi pensamiento y mi voluntad son un todo con ese Ayudante celeste que dijo Jesus que era el Padre en su interior?

            Está escrito: “Por sus frutos o acciones los conoceréis”, “No busquéis la infinitud con los ojos materiales de la finitud. La asociación definitiva con Dios Padre no es como el relámpago que hiere lo cielos. No es como la piedra que golpea las aguas o como el viento que estremece las copas de los árboles. Es mucho más pero pertenece al mundo de lo inmaterial o invisible.

            Se os ha dicho que aquel que hace la voluntad del Padre del Paraíso ya ha descubierto al Padre en su interior. (Yo lo descubrí hace años y otros en el mundo igual…) Los actos o acciones te sorprenderán. Los efectos os revelarán la causa. Aquel que penetre en su interior con el Dios Padre que le habita, obra siempre de acuerdo con la verdad, en consonancia con la belleza y movido por la bondad. Y en mitad de sus supuestos errores, su audacia, su lealtad, su generosidad, y tolerancia serán jueces y testigos de su excelsa asociación con Dios el Padre. Nada ni nadie podrá confundiros, Nada ni nadie podrá entonces engañaros.

            Desde ese histórico momento, desde que descubráis en vosotros la íntima y real presencia de la Divinidad, todo tendrá un nuevo sentido, “Se os abrirán los ojos del Espíritu”. Vuestro código moral se abrirá y toleraréis lo intolerable, amaréis lo que nadie ama y desearéis lo que muchos aborrecen. Seréis pasto de las personas exceptivas y luz (sabiduría) para los silenciosos. El mundo o las personas os ridiculizarán y golpearán, pero jamás seréis vencidos. Aquellos que se entregan a la voluntad del Padre y se aventuran por completar esa meta de asociación con el reino de los cielos interiores que es la bondad personalizada, serán llamados herejes, locos y farsantes. Pero ellos saben que les mueve el Espíritu.

            Ellos descubrirán el sentido de la vida, su origen y su glorioso futuro. Y no temerán a la muerte. Ellos serán la sal de la tierra y sus obras resplandecerán. Sólo los que logran esa asociación definitiva o elección sincera con el Dios que les habita escapan del tedio y la mediocridad de este mundo, sólo unos pocos consiguen escapar o encuentran la salida, la libertad, lejos de la trampa de ésta vida mundana, entonces serán libres y verán la vida viviente, fuera o más allá de la trampa emocional de este mundo material.

            Estas personas son graníticos en medio de la desolación, templados en la gloria y tiernos entre lo malvados. No conocen su propio nombre. Probad a suplicarles, probad a buscarles, probad a descansar en su silencio reposado. Siempre están dispuestos. No conocen la palabra no. Están revestidos de hierro, pero son dulces como el corazón de una mujer. Aman hasta el final y nunca pierden. Nada poseen y, sin embargo, son los dueños del mundo. Mirad a vuestro alrededor y maravillaos porque hay una serie de seres humanos muy evolucionaros con un gran futuro Celestial por delante.

            Continuará (parte 6)

          • FLG says:

            Parte 6

            Y si se hace esta elección, tarde o temprano el hijo o la hija que eligió a Dios-Padre, hallará una unión interior (fusión) con el fragmento residente de Dios-Padre, mientras que este mismo hijo o hija en perfeccionamiento, encontrará suprema satisfacción de la personalidad, en la comunión adoradora de la personalidad del hombre o mujer y la personalidad de su Hacedor, dos personalidades cuyos atributos creativos se unen eternamente y autovolitivamente, en una mutualidad de expresión, el nacimiento de otra unión eterna de la voluntad del hombre o mujer y la voluntad de Dios-Padre.

            Éste es el secreto de esta vida en la que vivimos para la próxima vida.

  4. Ulises says:

    Muy bién, es el mensaje para nuestros tiempos, ya que Cristo puede venir en cualquier momento y ya tengo el mensaje para hoy domingo, predicare en mateos 25 acerca de las virgenes prudentes e incensatas.

  5. Ana Jorge says:

    Dios les bendiga gracia y paz para usted. Excelente análisis extrañaba sus mensajes no se que pasaba no los estaba recibiendo. Gracias al Señor por tenerlos de nuevo. Dios les siga enriqueciendo.

    • ED says:

      Gracias a Dios que nos permite continuar en esta carrera final. De igual manera el Señor bendiga tu vida, es un gusto poder ser de bendición y a seguir Velando y Orando, para poder ver a todo el Cuerpo de Cristo en una misma fiesta. 🙂

  6. Juan Luis Santiago B says:

    Gracias a Dios por ustedes hermanos de este sitio La Ultima Generación, me gozo en el Señor que siga activo.

    Me encontraba triste porque no sabia que pasaba con el sitio ya que bastante tiempo dejaron de publicar información.

    Pido a Dios en el nombre de Nuestro Señor Jesucristo que los guarde y los proteja hermanos y a mi hermano ED, así también les siga bendiciendo el Señor abundantemente para hacer la obra de alertar a su pueblo.

    De su hermano en Cristo
    Juan Luis Santiago B
    Oaxaca, Mexico

    • ED says:

      El Señor bendiga tu vida de igual forma, gracias por tus oraciones. Estamos de vuelta como soldados firmes esperando encontrarnos con Cristo en las nubes, y esta vez seguimos anhelando su Venida con mayor fuerza. Bendiciones. 🙂

  7. Victor Jara says:

    Amen!!!!!!!
    Por fin vuelvo a leer sus excelentes mensajes. Paz de Jesús a ustedes.

    • ED says:

      Gracias a Dios por que nos permite continuar. Y sea para él toda la gloria. La Paz de Cristo para tu vida.

  8. Juan says:

    Es una bendición cada Publicación , mi Señor les bendiga abundantemente…Seguiremos orando ,hasta la venida de nuestro amado y bendito Salvador…

    • ED says:

      Gloria a Dios. Evidentemente el pueblo de Dios, debemos de estar en continua comunión con Dios, y como dice su Palabra “cuando veamos estas cosas que sucederán”, hablando de lo que hoy ocurre en el mundo, como señal de que su Venida esta pronta. D.T.B.

  9. Claudia Corona says:

    Solamente muchísimo agradecimiento a nuestro Dios por su Palabra expuesta aquí y que los siga utilizando hasta que Él venga por nosotros . Gracias hermano ED como siempre son de gran bendición a mi vida.

    • ED says:

      Es un gusto poder contribuir a la obra de Dios y poder compartir la Palabra de Dios. Adelante en el Señor. Bendiciones.

  10. Jonathan says:

    Wow. Que palabra hermano E.D. Que el Señor siga bendiciendo su vida. Fue de mucha bendición este post. Mi corazón necesitaba esto. Anhelo la venida de Cristo. Velando y Orando llegaremos a hasta ese encuentro con Cristo en las nubes. Muchas gracias por compartir de nuevo. Ya le extrañábamos. Bendigo su vida y ministerio. 🙂

    • ED says:

      La gloria sea para Dios. Me alegra que te fuera de bendición. De igual manera sea tu vida y familia bendecida. Así que a velar y a orar, para que Dios obre en justicia en cada una de nuestras vidas, y vengamos ante su memoria cuando decida levantar a su amada iglesia. D.T.B.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *